Sequoias en Cantabria (Monte Cabezón)

Hacia 1942 la necesidad forestal y de ocupar terrenos baldíos lleva a la plantación de especies arbóreas de crecimiento rápido en amplias zonas costeras o próximas al litoral como Terrelavega y su entorno. Eucalipto (Eucalyptus globuluas), pino de Monterrey (Pinus radiata) o abeto de Douglas (Pseudotsuga menziezii) fueron las especias más plantadas. En el entorno de Cabezón de la Sal se experimentón también con la sequoia (Sequoia sempervirens). Se configuró así un pequeño espacio de unas 2,5 hectáreas compuesto por casi mil pies de esta especie.


Esta especie se caracteriza sobre todo por su tronco recto que puede alcanzar hasta los 50 metros de altura, así como por su longevidad, pudiendo sobrepasar los mil años (hasta 3200 años la más vieja del mundo).
Este pequeño lugar ofrece unas sensaciones diferentes a los que estamos más acostumbrados a bosques de caducifolias: troncos rectos, copas a gran altura, hojas perennes más semejantes a los de los tejos, sombra especial...

Es un pequeño lugar que quizá no merezca un día de visita (con una horita es suficiente), pero que si pasáis cerca vale la pena parar a conocerlo. Por supuesto podemos aprovechar para localizar algún Geocaching.

11/09/2010